Archivo de la etiqueta: transgénicos unión europea

La CE sigue dando la espalda a la ciencia con retrasos injustificados en aprobación de OMGs

Comisión Europea OMGs

El Defensor del Pueblo Europeo reconoció en enero de este año que la Comisión Europea (CE) no estaba cumpliendo la normativa vigente de aprobación de organismos modificados genéticamente (OMGs). Una “mala administración” que continúa acumulando retrasos injustificados en aprobación de OMGs que cuentan con el aval científico de seguridad. Tres variedades de soja modificada genéticamente (MG) llevan esperando ser aprobadas desde 2011 y 2012.

Estas variedades de soja biotecnológica han superado los rigurosos controles de seguridad realizados por la Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA). Pese a ello la CE sigue sin tramitar su aprobación. Posicionamiento ideológico que da la espalda a la ciencia, que hace caso omiso al sistema de evaluación de riesgos europeo y que pone en riesgo el mercado comunitario. De nada sirve contar con un riguroso sistema de evaluación de riesgos si luego sus dictámenes no son tenidos en cuenta por la CE.

La CE sigue dando la espalda a su propio sistema para hacer política, atacando el modelo de producción comunitario por defender un posicionamiento ideológico muy claro que da la espalda a la ciencia. La CE incumple lo que establece la legislación europea y no tiene en cuenta los dictámenes de sus propias instituciones. Por ello desde la Plataforma ALIMENTOS CONCIENCIA exigimos a la Unión Europea una política coherente y con base en evidencias científicas.

El Defensor del Pueblo Europeo afirma que, una vez superados los controles de riesgos realizados por la EFSA, es difícil entender por qué la CE tarda más de tres meses y medio en tomar su decisión. Las tres variedades de soja MG llevan casi cuatro meses en la última etapa de autorización en manos de la CE.

Etiquetado

El mercado único en riesgo ante la propuesta de nacionalizar el uso de OMGs en la UE

 Precios soja UEEl Agricultural Biotecnhology Council (ABC) de Reino Unido ha lanzado un documento titulado ‘Caminando a contracorriente’ en el que advierte de los riesgos que tendría una nacionalización del uso de organismos modificados genéticamente (OMGs), propuesta realizada por la Comisión Europea y que ha sido rechazada por el Pleno del Parlamento Europeo. Una propuesta que, de llegarse a hacer efectiva, pondría en riesgo la investigación y la competitividad europea. El documento advierte de que la Unión Europea (UE) puede convertirse en “el museo de la agricultura mundial” si sigue dando prioridad a la ideología y se sigue olvidando de la ciencia.

Según el documento, permitir a los países europeos restringir el uso de OMGs dentro de sus fronteras sin base científica amenaza la integridad del mercado único, uno de los principios fundamentales de la UE. Una medida que enviaría un mensaje negativo a la inversión tecnológica, que frenaría su crecimiento y se llevaría la inversión fuera de las fronteras europeas. “La falta de apoyo a la investigación científica europea es el elemento más perjudicial para el crecimiento, la innovación y la inversión europea”, afirma.

Aplicar dicho principio a los piensos y alimentos modificados genéticamente “sería desastroso para el funcionamiento del comercio dentro de la Unión Europea, creando una gran incertidumbre para los países de los que importamos, sacrificando el fundamento del mercado único introduciendo un mosaico de prohibiciones nacionales de productos seguros”.

Superficie cultivo transgenicosQue existieran diferentes regulaciones en función del país europeo “causaría problemas de segregación de las importaciones, crearía barreras comerciales e impediría el acceso a productos seguros a los que tienen acceso nuestros competidores”. Cualquier barrera extra al comercio mundial perjudicará al sector agrario británico, eliminando empleos, frenando el crecimiento, parando la innovación y restando competitividad.

El documento recuerda que a día de hoy la UE depende de las importaciones de OMGs y que prohibirlos atenta contra el mercado común. El 95% son de soja que importa la UE para piensos es transgénica, y es que cada año más de 60 kilos de soja son importados por cada ciudadano europea. El ABC recuerda que a día de hoy las variedades biotecnológicas representan más del 80% de la soja cultivada a nivel mundial y el 30% del maíz.

Ante este panorama, el ABC pide al gobierno británico que impulse los enfoques sobre biotecnología agraria basados en evidencias científicas, para que el gobierno británico recupere el liderazgo europeo en la materia. También pide que se busque el desarrollo de alianzas con otros países europeos para apoyar las decisiones con base científica. Por último se pide que todos los partidos políticos británicos se comprometan a defender posturas en base a evidencias científicas, al igual que sus representantes en Bruselas. Por tanto se pide el rechazo firme a la propuesta de la Comisión Europea de nacionalizar el uso de OMGs.

INFORME COMPLETO: GOING AGAINST THE GRAIN (ABC)

Etiquetado